Como su propio nombre indica este es un blog en el que vais a encontrar todo lo que vamos leyendo: novela negra, thriller, ficción, hechos reales… todo tiene cabida en nuestras lecturas.


Además, entrevistas y encuentros con autores a los que tenemos el placer de acudir y un listado de firmas en toda España para que no os perdáis cuando pasa vuestro autor favorito por vuestra ciudad.

Mostrando entradas con la etiqueta psicológica. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta psicológica. Mostrar todas las entradas

miércoles, 22 de marzo de 2017

LA MANO QUE TE DA DE COMER - A.J. Rich



Quién nos lee habitualmente sabe que a mí todo lo que tiene que ver con la psicología me gusta mucho, es por ello que cuando vi como se anunciaba este libro como "psicothriller", no me lo pensé dos veces: psicología y thriller, que más se puede pedir.

LAS AUTORAS


A.J. Rich es el pseudónimo de las dos coautoras de esta novela:

Amy Hempel es autora de cuatro colecciones de relatos y vive en Nueva York. Su libro Collected Stories fue considerado por The New York Times como uno de los mejores libros del año 2006. Tiene numerosas distinciones, entre las que destacan una beca Guggenheim y el PEN/Malamud Award. Actualmente trabaja como profesora de escritura.

Jill Ciment es autora de varias obras de ficción y una autobiografía. Ha recibido el New York State Fellowships for the Arts, el premio Janet Heidinger Kafka y una beca Guggenheim. Actualmente trabaja como profesora en la Universidad de Florida.

EL ARGUMENTO

Morgan tiene tres pasiones: la victimología, sobre la que prepara una tesis doctoral, sus perros -Cloud, un adorable gran pirineo, Chester y George, dos pitbulls- y Bennett, su prometido de origen canadiense que conoció en Internet y con quien vive una tórrida historia de amor. Un día, al volver a casa, encuentra el cuerpo de Bennett destrozado y a sus perros cubiertos de sangre. A pesar de que todo indica que los animales han matado a Bennett, Morgan se resiste a creerlo y, además, irá descubriendo cosas del pasado de su prometido que lo convierten en un personaje oscuro y peligroso que guardaba muchos secretos, y que nada tiene que ver con el hombre que ella creía conocer. Pero esto es solo el principio, y lo que Morgan ignora es que su vida está en peligro.

MIS IMPRESIONES

Lo primero de lo que os quiero hablar en esta opinión es de cómo se originó, cuál fue el chispazo que le dio vida. Normalmente ésto es algo que solemos preguntar cuando tenemos la suerte de tener al autor delante y compartir un rato con él. Este no es ese caso ya que no hemos estado con las autoras pero ellas sí que han querido compartir a través de internet y entrevistas este origen.

Como os he dicho arriba, en realidad, la novela está firmada bajo el pseudónimo que está compuesto de tres partes, la inicial de cada una de las escritoras que firman la novela y el apellido: Rich está puesto en honor a la escritora Katherine Russel Rich, amiga de las dos autoras. A Katherine la sucedió algo parecido a lo que nos cuenta esta historia: descubrió que el hombre con el que estaba saliendo no era quien decía ser sino que tenía una doble vida. Cuando se enteró de todo, decidió dejarle y empezó a escribir una novela sobre el tema, sin embargo, no fue capaz de pasar del primer capítulo. Unos meses después, murió de un cáncer de mama y sus amigas Amy Hempel y Jill Climent decidieron contar la historia por ella, convirtiéndola en una novela. Como veis, en muchos casos, la ficción no está lejos de la realidad.

En este aspecto tengo que decir que no se nota nada que está escrito a cuatro manos. Desconozco si se han repartido en manuscrito o han ido escribiendo alternativamente pero no se aprecian cambios de estilo a pesar de ser dos las autoras de la obra.

Además, las autoras quisieron hacer más claro este homenaje a su fallecida amiga introduciendo en la novela un personaje llamado Kathy, fallecido de cáncer de mama, del que la protagonista recuerda sus conversaciones con ella y sus sabios consejos.

Respecto a la novela en sí podemos decir que trata tres grandes temas; los perros, concretamente los considerados perros peligrosos únicamente por su raza, la victimología (tema al que se dedica nuestra protagonista Morgan) y la doble vida: ¿conocemos realmente a la persona con la que vivimos o con la que nos relacionamos diariamente?


La novela tiene un arranque muy potente en el que Morgan se encuentra a su prometido Bennet, muerto en su casa y a sus perros llenos de sangre. Inmediatamente llama a la policía y se encierra en en el baño: ella es la primera que tiene miedo de que la agredan sus mascotas, todo apunta a que han sido ellas quienes han matado a Bennet.

Es por ello que, cuando llega la policía matan a uno de los perros y envían a los otros dos a una zona de animales peligrosos de una perrera.

A partir de aquí empezará una lucha de Morgan por recuperar a sus perros y por conocer la verdad. ¿Quién quería matar a Morgan?¿Han sido realmente los perros quienes lo han hecho?¿Son realmente peligrosos? Morgan se enfrentará a un montón de preguntas desde el principio a las que se sumarán muchas más ya que pronto se dará cuenta de que todo lo que conocía de su prometido, Bennet, es mentira: no vive en la dirección que ella tiene, no trabaja en lo que la había contado y ni siquiera ha estudiado lo que ella creía. Morgan descubrirá que ella, que contactó inicialmente con él a través de internet buscando perfiles para su tesis de victimología, ha terminado cayendo en las redes de una persona que ha sido capaz de engañarla en todo.

Me ha parecido muy interesante la tesis a la que Morgan se dedica y todo lo que se cuenta sobre la victimología y de hecho me he quedado con ganas de saber más. Es verdad que se cuenta el origen de la tesis y cómo ha empezado a desarrollarla. Después se paraliza en tema cuando la sucede todo esto y el tema se retoma más adelante cuando la propia Morgan intenta retomar su vida. Sin embargo, me ha parecido que el tema se podía haber desarrollado mucho más. Si bien es cierto que este tipo de temas psicológicos a mí me interesan bastante y a otra persona más contenido de este tema le podría llegar a resultar a aburrido. También me parece muy interesante la visión que se da este asunto: la persona que está formada y está estudiando sobre victimología acaba siendo la propia víctima de otra persona. Creo que se podría haber sacado mucho más partido de esta parte de la trama. Aún así, me parece que está muy bien explicado, sin llegar a aburrir pero dejando claros los conceptos en todo momento, así como la explicación de porqué ella misma ha llegado a convertirse en víctima cuando nos enteramos de la resolución de la historia.


En cuanto al tema de los perros a mí personalmente se me ha hecho pesado. Sí me ha parecido interesante, y creo que es una crítica a las leyes de este estilo, que porque un perro sea de una determinada raza ya se le considera peligroso de manera que si hay algún altercado de manera automática se le mata sin darle más vueltas. Nuestra protagonista nos explicará, mediante el proceso que vive, su lucha porque se le hagan unos exámenes de comportamiento que acrediten que los perros no son peligrosos, y cómo lucha para sacarlos del corredor de la muerte y enviarlos a otro lugar en el que, aunque estén apartados, puedan vivir decentemente. Creo que las autoras nos han querido mostrar, por una parte, que siempre hay alternativas a la muerte del perro y por otra, que no todos los perros son peligrosos por ser de una determinada raza, al igual que hay perros que sí lo son aún siendo considerados de una raza no peligrosa.

En cuanto a la novela en sí tengo que decir que en líneas generales me ha gustado, la parte psicológica me ha gustado mucho y creo que está muy bien explicada pero sin ser excesiva, sin embargo, la parte de thriller, a pesar de que el ritmo no decae en ningún momento y de que según avanza la historia se va animando más y más, me ha dejado un poco fría. Es verdad que a partir más o menos de la mitad de la historia las páginas se devoran pero, según iba avanzando, vi clara cuál iba a ser la resolución y no me equivoqué, es más, creía que aún sabiendo quién era el culpable de todo iba a haber una vuelta de tuerca más, una explicación más rebuscada pero no.

En conclusión, es una novela que me ha gustado y que recomiendo sobre todo a todos los que le guste el tema psicológico en las novelas e incluso amantes de los perros porque creo que van a disfrutar con la lucha de Morgan por salvar a sus perros. Si lo que buscas es un thiller que te sorprenda, para mí, esta no es una buena elección por la previsión del desenlace, aunque sí hay que reconocer que está bien construido y que no deja ningún cabo suelto. En definitiva, La mano que te da de comer es una novela en la que la parte psicológica planea con diferentes temas a lo largo de toda la trama.


miércoles, 8 de febrero de 2017

CÍRCULOS - Manuel Ríos San Martín



Que esta portada llama la atención creo que es algo que nadie puede negar, que la sinopsis es atractiva creo que tampoco y que lo que nos vamos a encontrar en Círculos es diferente a lo que hemos leído hasta ahora os puedo decir que es un hecho.

EL AUTOR


Manuel Ríos San Martín (1965), licenciado en Ciencias de la Información, ha trabajado en importantes productoras de televisión como Globomedia, BocaBoca y Diagonal, donde ha ejercido de productor ejecutivo, director o guionista de diversas series y miniseries de televisión. Ha participado, entre otras, en Colegio mayor, Médico de familia, Menudo es mi padre, Más que amigos, Compañeros, Mis adorables vecinos, Soy el solitario, Raphael, Rescatando a Sara, Historias Robadas y Sin identidad. Ha dirigido un largometraje, No te fallaré, y ha colaborado en la escritura del guión de las películas Amigos y Maradona, la mano de Dios. Ha coordinado y coescrito el libro El guión para series de televisión, publicado por el Instituto de RTVE.




EL ARGUMENTO


En Londres, en una sociedad hiperconectada en la que la gente vive obsesionada por la pequeña pantalla, la violencia y las redes sociales, un concursante muere en directo en un programa de televisión. Inmediatamente se convierte en trending topic mundial. ¿Podría ser intencionado?


El inspector Jellineck, un policía desencantado, áspero y harto de la vida se hace cargo de la investigación. Es el único que piensa que el incidente puede ser algo más serio de lo que parece.

Patrizia, una chica en guerra con el mundo, está convencida de que es necesario hacer algo rotundo y se vincula a un grupo de jóvenes activistas que quieren cambiar el rumbo de la sociedad.

Y entonces, una interferencia en la señal de televisión anuncia:



«Os voy a joder la vida. A todos.»
Círculos es una novela interactiva en la que el lector tendrá la oportunidad no solo de leer el texto, sino de completar la experiencia lectora con acceso a redes sociales y documentación online.



MIS IMPRESIONES

Terminé esta novela hace un par de semanas y tengo que decir que creo que he necesitado este tiempo para procesarla, para reflexionarla y para conformar una opinión que traslade bien lo que he sentido, porque con esta novela no puedo decir que haya disfrutado en el sentido más estricto de la palabra sino que me ha removido, me ha enfadado, me ha provocado sentimientos contradictorios hacia lo que somos y lo que hacemos, me he visto reflejada, es decir, ha logrado ser de esas novelas que una vez terminas sabes que no se cierran sino que se quedan ahí pegadas a ti durante un tiempo más.


La novela, para el que no lo sepa, se desarrolla en un Londres que transmite una atmósfera apocalíptica con una huelga de basuras que ya dura varios meses y un mundo en el que empiezan a pasar cosas raras como que los animales tienen comportamientos fuera de lo común, tanto que empiezan a suicidarse. En medio de todo este caos, en una sociedad obsesionada con la televisión y las redes sociales, una sociedad en la que todo el mundo está conectado a algún aparato siempre, y en la que la televisión cada vez ofrece realities más extremos, de repente, muere un concursante en directo en un concurso de televisión devorado por un tiburón, la señal no se corta, se sigue emitiendo y todo el mundo queda conmocionado en sus respectivas casas por lo que está viendo pero nadie se despega de las pantallas de televisión ni de todo lo que se dice en las redes sociales sobre el suceso, sin embargo, ésto sólo es el principio. Con todo esto, que el autor es capaz de contarnos en las páginas iniciales de la novela, se demuestra que Manuel Ríos es un maestro en captar la atención, es un buen guionista y esto ha sabido traspasarlo a su novela y hacer que nos quedemos enganchados desde la primera página al igual que los telespectadores se quedan enganchados al momento morboso que está ofreciendo la televisión en ese instante. 

A partir de aquí, lo que parece un suceso casual, un terrible y desafortunado accidente, se convierte en un posible homicidio cuando se descubre que el presentador del concurso ha desaparecido en el mismo momento del suceso con el concursante. En los días posteriores, este mismo presentador, Shultheiss, interrumpirá la señal de la cadena Onda Seven, para dar un mensaje: "Os voy a joder la vida. A todos".  

Shulteiss se nos muestra como el presentador que todo el mundo quiere ver en televisión: atractivo, con experiencia y querido por el público. Sin embargo, cuando desaparece del concurso y vuelve a aparecer en escena interrumpiendo la señal, nos encontraremos con un Shultheiss violento, con sed de venganza, decidido a sembrar el miedo en la sociedad, y es que su mirada penetrante vale más que lo que dice.

Con todos estos ingredientes de novela negra como podéis imaginar pronto entrará en juego la policía, concretamente el inspector Jellineck y Fesser. Jellineck es un policía que odia la televisión y todo lo que se genera a su alrededor y no se molesta en disimularlo. Un policía de carácter irónico, maleducado, obsesionado con el sexo, que no confía en nadie y que no suele caer bien por su poco filtro a la hora de hablar con cualquiera y de dar su opinión aunque no se la pidan. Sin embargo, detrás de todo esto hay un policía frustrado, con una triste historia y muy inteligente.

A su lado trabaja Fesser, todo lo contrario a él; metódico, correcto y profesional, sin embargo, la mayoría de las veces, los métodos de Jellineck son mucho más efectivos, para su disgusto.

Por otro lado tenemos a Patrizia, la otra protagonista de la historia. Patrizia no tiene nada que ver con todo lo anterior más allá de que vive en permanente conexión con la televisión, con las redes y con todo lo que se emite. Su casa está plagada de televisiones encendidos que nunca descansan, ni siquiera cuando ella duerme, por lo que cuando sucede la muerte del concursante y, posteriormente, cuando la señal de Onda Seven es interrumpida por Shultheiss será una de las primeras en presenciarlo. Patrizia es un personaje con el que no he podido conectar desde el principio. No me cabe duda de que está bien dibujada y que sus comportamientos están totalmente conectados con el trauma que sufre y que incluso pueden ser síntomas en personas reales (así lo dijo el autor en la presentación de la novela ya que una psicóloga le había ayudado precisamente a que estos personajes se comportaran de la manera que debían en cuanto a lo que sufrían o había sufrido en el pasado) pero la descripción de estos comportamientos (como el provocarse lesiones o pintarse textos hasta sangrar), muchas veces y que lo haga de forma especialmente detallada, me ha provocado un rechazo total hacia esta persona a la que no he llegado a comprender ni siquiera cuando se da la explicación de su trauma.

Tampoco he entendido la relación que tiene con Laszlo, su novio, que hace lo imposible por comprenderla hasta lo inconcebible, que la acepta tal y como es pero con el que no es capaz de abrirse lo más mínimo. Eso sí, tengo que reconocer que es un personaje interesante y sobre todo diferente a todo lo que había conocido hasta ahora

Sí me parece interesante haber conocido que síntomas de estas patologías del pasado pueden ser comportamientos presentes como los que tiene Patrizia, aunque las escenas de sexo duro y explícito que se repiten a lo largo de la novela, en demasiadas ocasiones, me hayan llegado a resultar excesivas. Creo que muchas de ellas quizá sí son necesarias, pero otras podrían haber sido prescindibles o menos explícitas a pesar de que entiendo que es parte de la vía de escape de Patrizia, junto con los cortes. Además, me he quedado con ganas de saber más de esa infancia y sobre todo más del después, qué pasa cuando todo ha terminado. 

Patrizia está unida a un grupo antisistema, Attack, que mediante sus acciones intenta hacer reaccionar a la sociedad, hacerla ver que aparte de quejarse y conformarse con lo que tiene hay que hacer algo por cambiarlo, aunque los métodos que utiliza el grupo para esta reacción no sean muy ortodoxos.
Como imaginaréis, en algún momento de la trama estas historias confluyen en una sola pero tendréis que llegar hasta casi el final del libro para encontrar la unión. Sabía que las historias tenían que converger en algún momento y en ningún punto imaginé como iban a hacerlo, creo que el autor en este caso ha hecho un magnífico trabajo porque además opino que la explicación es plausible y el desenlace es potente y con grandes dosis de thriller. Sin embargo me ha faltado algo, sí he visto la unión pero no he terminado de ver el fin de la explicación, la motivación de los Shultheiss y el resto para llegar a hacer lo que hacen, no he terminado de entender qué es lo que buscan con sus acciones.

Por otra parte uno de los puntos que más me ha gustado de la novela es la ubicación de la novela en un futuro no tan lejano. A pesar de que está narrada en tiempo presente, podemos imaginarnos por lo que se nos dice que es en el futuro, pero es un futuro totalmente realista. Se habla de cosas que no existen aún pero que todos nos podemos imaginar que existirán o por lo menos que no sería difícil que existieran. También se nos habla de una sociedad que todo lo basa en lo que se publica en las redes sociales y en la que en los realities y programas de televisión en general está todo visto, por lo que han llegado a extremos de morbosidad, de violencia o sexo totalmente explícito que si echamos la vista atrás diez años y lo comparamos con la parrilla actual podríamos ver que es la evolución que ya hemos tenido nosotros. Creo que también hay en Círculos una crítica a un mundo que el autor conoce perfectamente, la televisión, un mundo en el que todo vale por la audiencia y sobre todo un mundo en el que no todo el que participa en él tiene los mismos objetivos.

En este punto Círculos es un tremenda reflexión de la sociedad, en lo que somos y en lo que nos estamos convirtiendo, en nuestra obsesión por publicarlo todo, por los seguidores, por mostrar todo lo que hacemos, y también del lado contrario: por ver todo lo que los demás hacen, por formarnos una opinión sólo con lo que se publica sin ir más allá, por la morbosidad que criticamos pero en la que participamos. Por lo menos en mi caso, ha conseguido hacerme reflexionar en este aspecto.

También, como no podía ser de otra manera, la novela está muy presente en las redes sociales mediante el Instagram de Patrizia: @PatriziaCirculos (la propia Patrizia a lo largo de la novela hace referencia varias veces a las fotos que sube a su instagram que serán las mismas que podemos encontrar en la cuenta real) y el twitter de Shulteiss @Shultheiss65 al que también se hace continuamente alusión en la novela.

Tengo que decir que, una vez leída la novela, me parece que Manuel Ríos, ha sabido aprovechar muy bien todos los recursos que están actualmente a nuestra disposición, haciendo muchas alusiones a programas, hechos, cuentas de redes sociales... que existen realmente y de los que nos da las url por si queremos saber algo más de ellos (enlaces a web, artículos, vídeos, cortos de programas etc...) que hacen que efectivamente la lectura de la novela se convierta en una experiencia que va más allá de lo que estamos acostumbrados a encontrarnos. Además, en la web de la novela podéis encontrar toda la documentación de la misma así como la sesión completa de fotografías de Patrizia y las web que el autor consultó en su momento para documentarse, porque queda patente que Manuel se ha documentado y mucho, de ahí el realismo de muchas de las escenas que aparecen en la novela. Además, con la novela viene un usuario y clave para acceder a la zona privada, pero tendrás que leerla y entrar para saber lo que allí se encuentra.

En cuanto a la edición, al inicio de cada capítulo, o de cada círculo, vamos a encontrar fotos de Patrizia y una pequeña cita de distintos autores y libros. También, entre el texto vamos a encontrar los los tweets y whatsapp representados en forma de bocadillos de forma que rompen con la estructura del texto.

En cuanto al estilo, está escrito en presente lo que hace que te sientas en todo momento dentro de la novela. Escrito con frases cortas y secas, directas en muchas ocasiones mezcladas con otras cargadas de sentimientos y emociones lo que crea un contrapunto muy curioso.

En conclusión, tengo que decir que cuando acabe esta novela la terminé con una profunda sensación de malestar, de mal rollo, de ser algo que me había molestado, con unos personajes demasiados duros y a los que no había conseguido terminar de comprender, pero, pasados los días, tengo que decir que es una buena novela precisamente por eso, porque me ha conseguido molestar, remover, hacerme pensar, reflexionar, y sobre todo, meterme en esa atmósfera de miedo y de caos que se transmite desde la primera página. Una novela muy visual que esperamos ver pronto en las pantallas.